Noticias

Los bancos no pueden obligarte a contratar un seguro con ellos

10 de marzo de 2021
by CLOSASEGUROS

Un arma de doble filo a la hora de adquirir productos bancarios libres de comisión.

Sea en primera persona o en situaciones de familiares o amigos, todos conocemos algún caso: entidades bancarias que, con mayor o menor sutileza, intentan ‘colocarnos’ productos, servicios o condiciones que nosotros no hemos solicitado. Los bancos son negocios y, como tal, tienen derecho a gestionar sus recursos para obtener beneficio. Pero, como clientes, debemos estar atentos porque nosotros también tenemos nuestros derechos y, en el ámbito financiero, no todo vale.

Lo más reciente: o seguros o comisiones

Es habitual que las entidades bancarias ofrezcan cuentas corrientes y de ahorro sin gastos de mantenimiento. Sin embargo, sí establecen algunas condiciones para ello, como mantener un saldo mínimo o la domiciliación de nóminas o recibos. Estos productos se promocionan como libres de comisiones.

Pero, durante los últimos meses, clientes que disfrutaban de estas condiciones han recibido comunicaciones por parte de su banco, donde se les informa sobre cambios en sus contratos. Estas modificaciones unilaterales recogen requisitos diferentes o añadidos a lo pactado en un inicio. De esta manera, algunas entidades financieras exigen la contratación de un seguro o de una segunda tarjeta de crédito para poder continuar disfrutando de una cuenta sin comisiones.
El Ministerio de Consumo y las comunidades autónomas se han manifestado al respecto y han calificado como “injustificado” que un banco varíe las condiciones de un contrato de forma unilateral. Esto quiere decir que si la oferta comercial de tu cuenta bancaria se promocionaba como "sin gastos" o "cero comisiones", la entidad financiera no puede, de repente, empezar a cobrar mantenimiento; tampoco, obligarte a la contratación de un producto que no estaba incluido en el contrato inicial, como pueda ser un seguro.

Así, desde el gobierno recuerdan que el cliente siempre puede pedir el contenido de una oferta comercial, aunque no esté incluido en el contrato. Y, además, puede exigir el cumplimiento íntegro de la oferta. Esto quiere decir que no pueden realizarse en ese contrato variaciones contrarias a la oferta comercial inicial.

Un clásico: seguros e hipotecas

Pero este no es el único caso que se ha detectado en cuanto a malas praxis bancarias relacionadas con la ‘imposición’ de contratar seguros. En muchas ocasiones, la concesión de una hipoteca o algún otro tipo de crédito al consumo viene condicionada a la contratación de un seguro. Un estudio del Consejo General de Mediadores de Seguros señala que “6 de cada 10 clientes que solicitan un crédito, préstamo o hipoteca a su banco son obligados a contratar un seguro con la entidad financiera. De no hacerlo, muchas no les conceden el préstamo o bien, lo hacen en peores condiciones”.

Sin embargo, condicionar la concesión de un crédito a la contratación de un seguro incumple, entre otras legislaciones de protección al consumidor, la Ley Hipotecaria, que precisamente celebra este mes de marzo dos años desde su publicación en el BOE -aunque no entró en vigor hasta mediados de junio de 2019-. Uno de los grandes cambios que introdujo esta ley fue la prohibición de las ventas vinculadas por parte de las entidades financieras. Esta nueva norma definió la libertad del solicitante de la hipoteca para elegir con quién y cómo contratar los seguros, sin tener que asumir las obligaciones definidas por las entidades bancarias.
Y es que, los supuestos ‘ahorros’ en comisiones contratando los seguros marcados por el banco pueden no serlo tanto. Estas ventas vinculadas de seguros suelen obviar información vital sobre el producto que se adquiere que, incluso, suele presentar un precio superior al del mercado y peores coberturas, que ni siquiera han sido estudiadas a la medida del cliente.

Por ello, si tu banco intenta ‘colocarte’ un seguro para no cobrarte comisiones o concederte un préstamo, contacta con nosotros. En CLOSASEGUROS resolveremos tus dudas sobre los seguros y coberturas que más te convienen y te ofreceremos un producto a la medida de tus necesidades, no de las de tu entidad bancaria.

Un arma de doble filo a la hora de adquirir productos bancarios libres de comisión.

Sea en primera persona o en situaciones de familiares o amigos, todos conocemos algún caso: entidades bancarias que, con mayor o menor sutileza, intentan ‘colocarnos’ productos, servicios o condiciones que nosotros no hemos solicitado. Los bancos son negocios y, como tal, tienen derecho a gestionar sus recursos para obtener beneficio. Pero, como clientes, debemos estar atentos porque nosotros también tenemos nuestros derechos y, en el ámbito financiero, no todo vale.

Lo más reciente: o seguros o comisiones

Es habitual que las entidades bancarias ofrezcan cuentas corrientes y de ahorro sin gastos de mantenimiento. Sin embargo, sí establecen algunas condiciones para ello, como mantener un saldo mínimo o la domiciliación de nóminas o recibos. Estos productos se promocionan como libres de comisiones.

Pero, durante los últimos meses, clientes que disfrutaban de estas condiciones han recibido comunicaciones por parte de su banco, donde se les informa sobre cambios en sus contratos. Estas modificaciones unilaterales recogen requisitos diferentes o añadidos a lo pactado en un inicio. De esta manera, algunas entidades financieras exigen la contratación de un seguro o de una segunda tarjeta de crédito para poder continuar disfrutando de una cuenta sin comisiones.
El Ministerio de Consumo y las comunidades autónomas se han manifestado al respecto y han calificado como “injustificado” que un banco varíe las condiciones de un contrato de forma unilateral. Esto quiere decir que si la oferta comercial de tu cuenta bancaria se promocionaba como "sin gastos" o "cero comisiones", la entidad financiera no puede, de repente, empezar a cobrar mantenimiento; tampoco, obligarte a la contratación de un producto que no estaba incluido en el contrato inicial, como pueda ser un seguro.

Así, desde el gobierno recuerdan que el cliente siempre puede pedir el contenido de una oferta comercial, aunque no esté incluido en el contrato. Y, además, puede exigir el cumplimiento íntegro de la oferta. Esto quiere decir que no pueden realizarse en ese contrato variaciones contrarias a la oferta comercial inicial.

Un clásico: seguros e hipotecas

Pero este no es el único caso que se ha detectado en cuanto a malas praxis bancarias relacionadas con la ‘imposición’ de contratar seguros. En muchas ocasiones, la concesión de una hipoteca o algún otro tipo de crédito al consumo viene condicionada a la contratación de un seguro. Un estudio del Consejo General de Mediadores de Seguros señala que “6 de cada 10 clientes que solicitan un crédito, préstamo o hipoteca a su banco son obligados a contratar un seguro con la entidad financiera. De no hacerlo, muchas no les conceden el préstamo o bien, lo hacen en peores condiciones”.

Sin embargo, condicionar la concesión de un crédito a la contratación de un seguro incumple, entre otras legislaciones de protección al consumidor, la Ley Hipotecaria, que precisamente celebra este mes de marzo dos años desde su publicación en el BOE -aunque no entró en vigor hasta mediados de junio de 2019-. Uno de los grandes cambios que introdujo esta ley fue la prohibición de las ventas vinculadas por parte de las entidades financieras. Esta nueva norma definió la libertad del solicitante de la hipoteca para elegir con quién y cómo contratar los seguros, sin tener que asumir las obligaciones definidas por las entidades bancarias.
Y es que, los supuestos ‘ahorros’ en comisiones contratando los seguros marcados por el banco pueden no serlo tanto. Estas ventas vinculadas de seguros suelen obviar información vital sobre el producto que se adquiere que, incluso, suele presentar un precio superior al del mercado y peores coberturas, que ni siquiera han sido estudiadas a la medida del cliente.

Por ello, si tu banco intenta ‘colocarte’ un seguro para no cobrarte comisiones o concederte un préstamo, contacta con nosotros. En CLOSASEGUROS resolveremos tus dudas sobre los seguros y coberturas que más te convienen y te ofreceremos un producto a la medida de tus necesidades, no de las de tu entidad bancaria.

Noticias
Pedir información